Feliz cumple Adita

Ada cumplió ayer su primer añito. Creo que fue poco antes de que naciera, cuando su tía Tricia y yo nos pusimos a pensar en el regalo perfecto: un cuento personalizado. A lo largo de este último año hemos estado con ello y, sobre todo gracias al esfuerzo de la tita, hemos conseguido terminarlo. Yo, aquí, cuelgo el texto. Justo es que, quien desee disfrutar de las ilustraciones, visite el blog de mi koala favorito: http://koaladelunares.blogspot.com/2010/07/feliz-cumpleano-ada.html

Ada nació en el segundo que separa la noche de la mañana. En ese segundo que se encuentra situado justo después de la muerte de la última estrella y antes de que el Sol se queda con el cielo para él solo. Son muchos los que creen que no existe ese instante; los que piensan que el paso de la noche a la mañana forma parte de un proceso continuo e indivisible. Se equivocan.

Ada lo supo desde su nacimiento. Nacer en el segundo que separa la noche de la mañana le enseñó a apreciar el instante preciso. Nunca se le escapaban esos momentos mágicos en los que ocurren las cosas. Como cuando mama la mira y sonríe y cuando, justo después de eso, papa sonríe porque ve sonreír a mama. O como cuando el viento cambia de dirección y todas las flores del campo se pliegan a su capricho.

Ada aprendió que en los momentos importantes casi nunca hay palabras, pero casi siempre hay ruidos. Risas, sollozos o ese leve roce que se escucha cuando la yema de unos dedos familiares te acarician la piel. Y luego está el silencio, que algunas veces es capaz de hacer que te estallen los oídos. El silencio que antecede a uno de esos besos que se dan antes con los ojos que con los labios. El silencio que acompaña a las despedidas.

Ada descubrió que esos momentos mágicos, únicos, pueden ser buenos y pueden ser malos. Algunos hacían que la gente estuviese triste durante un tiempo. Otros te ponen contento. Sin embargo, todos están llenos de emoción. Ada es capaz de adivinar el dolor que se oculta detrás del brillo de unos ojos risueños. También sabe que todos los caminos que llevan hasta el instante preciso están llenos de piedrecitas, esguinces y miedos. Ella nunca tendría miedo a caminar. Eso lo ha aprendido de sus padres.

Ada sabe que lo realmente importante es sentir el momento. Saborear las sonrisas y paladear las lágrimas. El segundo que separa la noche de la mañana se siente en el corazón, no se ve con los ojos. Por eso sonríe cuando se cruza con esas personas que se pasan todo el amanecer mirando hacia el cielo con visores especiales. Ella conoce la hora exacta a la que tiene pararse, cerrar los ojos y sentir como desaparece la última estrella del firmamento con un dulce “hasta mañana”.

Ada no le tiene miedo a la oscuridad. Ella nació entre la noche y la mañana. Le gusta que el sol le golpee la cara en los días más calurosos. Le gusta mojarse cuando a las nubes les da por llorar. Le gusta extender el brazo y dejar que los copos de nieve vayan cayendo sobre la palma de su mano. Le gusta el misterio que rodea a la niebla. Y cada vez que la luna sale a dar un paseo, le gusta soñar.

Ada ha visto muchos instantes precisos y no todos han sido bonitos. Al final, ha llegado a la conclusión de que el miedo y la tristeza también son buenos porque te recuerdan que la felicidad no depende sólo de uno mismo. “Que triste sería la vida sino nos hicieren falta los demás”, se dijo un día. Por eso le gusta abrazar a la gente que se siente mal, y que la abracen cuando ella no está bien. Un abrazo sincero siempre te hace recordar que es lo realmente importante.

Ada nunca ha preguntado la hora de su nacimiento No le importan el día, el mes ni el año. Sabe que nació justo después de la noche y justo antes de la mañana porque lo vio en lo ojos de sus padres. Ada sabe que nacer en ese momento exacto, que llegar en el instante preciso a la vida de alguien, no es cuestión de suerte. Es un don que te dan quienes te aman cuando te aman de verdad.

Ada nació en el segundo exacto que separa la noche de la mañana.

8 comentarios to “Feliz cumple Adita”

  1. Olivia D. Says:

    El sabor de una sonrisa… ¡ja! permíteme que me parta la caja, ¿a qué saben las sonrisas? o no, no, mejor todavía: ¿a que huelen las nubes? Podías haber puesto: Muchas veces, no valoramos el sabor de una sonrisa, sum sum, sum sum.

    • silvio11 Says:

      Su puta madre Olivia, menudos quebraderos de cabeza. Durante unos segundos has sido spam. Lo siento. Es lo que tiene esto de tener un ordenador sobre protector. Espero que sepas perdonar y comprender el jaleillo.

      Sí, lo del sabor de una sonrisa es bastante ñoño, pero a veces a todos nos sale un poco la vena ñoña por las razones más imprevistas. Casi es peor que sea una frase hecha y recurrente, no?

      Muchas gracias por el comentario, Qque también está bien que de vez en cuando alguien, además de Destino, me meta caña.

  2. Eiruceiram Says:

    Que bonito el cuento, Felicidades Adita!!!

  3. Muy bueno, y las ilustraciones también molan. A todos nos gustaría tener un cuentecito así.
    Me quedo con: “un abrazo sincero siempre te hace recordar que es lo realmente importante”

  4. Mantenido Says:

    Lo malo es que al final nos vamos a acostumbrar a estos regalos y ya no nos valdrá la camiseta de Gasol o una peli de Bourne. A ver quien puede presumir de tener un cuento personalizado… JA!!!

  5. Tío, me dí cuenta que no puse el título completo (Ada y el instante preciso) en el regalito!
    He enmendado mi error y en mi entrada lo específico.
    Es lo que pasa cuando se no das carta blanca para hacer lo que queramos con la obra de otro.
    Ha sido un placer colaborar de nuevo en lindes artísticas with you.
    Habrá que celebrarlo esta noche con unos Gins no? Además, me da que vamos a tener pasta en el chinas con los pasteles de la semana pasada…

  6. qué regalo más bonito!
    la mezcla del texto con las ilustraciones es genial😀
    Os va a costar superaros en su 2º cumple jijiji😛

  7. Espero que sea una más de las muchas colaboraciones que os esperan en el futuro. Patri, enhorabuena, vaya pedazo de trabajo. Ya me lo enseñaréis🙂

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: